Google
 

jueves, 18 de diciembre de 2008

Otras puertas de entrada a lo No Manifestado

Continuo con mi reflexión acerca de lo que ha sucedido estos días de excesiva vorágine mental debido a un exceso de trabajo basado en la mente pensante, que debía ser eminentemente práctica pero que podía convertirse en una trampa de mi ego.
El ahora puede considerase la puerta principal. Es un aspecto esencial de todas las otras, incluido el cuerpo interior... Otra puerta a lo No Manifestado se produce dejando de pensar. Esto puede empezar con algo muy sencillo como hacer una respiración consciente o mirar una flor en un estado de alerta intensa, de modo que no haya comentario mental al mismo tiempo. Hay muchas formas de producir una brecha en la corriente incesante de pensamiento. E. Tolle - El Poder del Ahora
Y la verdad es que momentos así los he tenido y muchos, no solo porque me he regalado buenos momentos en la naturaleza, sino también porque me he regalado el contacto con todo lo que me rodeaba sin pensar... y también he disfrutado de mi amor hacia la persona amada sin pensamientos, solo dejarnos ser y vivir. Creo que mi relación con mi amor ha sido una verdadera puerta para mantener mi contacto con mi Ser, a diferencia de lo que suele suceder cuando estas metido profundamente en el ego.
La entrega - el abandono de la resistencia mental-emocional a lo que es - también se convierte en una puerta hacia lo No Manifestado. La razón para ello es sencilla: la resistencia interior lo separa de las demás personas, de usted mismo, del mundo que lo rodea. Fortalece la sensación de separación de la que el ego depende para su supervivencia. Cuanto más fuerte es la sensación de separación más atado está usted al mundo de lo manifestado, al mundo de las formas separadas. Cuanto más atado está al mundo de la forma, más dura e impenetrable se vuelve su identidad formal. La puerta está cerrada y usted está separado de la dimensión interior, de la dimensión de la profundidad. En el estado de entrega su identidad formal se suaviza y se vuelve en cierta forma 'transparente', por decirlo así, de modo que lo No Manifestado puede brillar a través de usted. E. Tolle - El Poder del Ahora
Y verdaderamente creo que también accedí a esta puerta, sencillamente porque no me resistí a lo que estaba sucediendo. El exceso de trabajo me agobiaba, pero era capaz de observar ese agobio y no pretender que no existiera. Sí, como dije anteriormente intenté aprender a decir que NO a ciertas cosas, pero no era por no querer mi situación actual, sino por quererme a mi misma y no desear meterme en una situación de una forma consciente tal de la cual no pudiera salir. 

No me resistí conscientemente pero sí que soy consciente que hubo resistencia inconsciente dentro de mi, prueba de ello fue una gran contractura en la espalda y cuello que me dejó mermada en mi movilidad por algunos días. Pero no me resistí de una forma consciente, y lo observé, incluso no dejé de trabajar ni de salir, incluso me atrevía a practicar una 'vía ferrata' con ello. Ahora la contractura va mejorando y se a ciencia cierta que no he perdido mi contacto con mi Ser.

3 comentarios:

darYrecibir dijo...

bien!

Caballero dijo...

Hecho de menos tu dia a dia. Seguro que no soy el único. Tu camino es nuestro camino.

lobogris dijo...

Saludos

he abierto un blog con mi experiencia personal con el poder del ahora , el silencio, y ese camino espiritual

espero que os guste y os enriquezca

Os deseo felicidad

http://silenciosointerior.blogspot.com/